Deltas – medio deltaico

Generalidades de los deltas

Un delta es una estructura convexa que destaca en la costa, en la desembocadura de un río. Los deltas se forman cuando existe un aporte de sedimentos suficientemente importante que supere la redistribución por procesos marinos tales como olas, corrientes y mareas.

Hay deltas que se forman en lagos y albuferas. Su forma es variable aunque predomina la forma triangular.

Es lógico pensar que la corriente fluvial tiene sedimentos, es decir, que corresponde a ríos que tienen una gran red de drenaje aunque puede haberlos en ríos pequeños y se llaman fan-deltas. Se producen en relieves muy próximos a las costas con gran cantidad de barrancos, en cualquier momento se produce una avalancha de agua y materiales y forma un delta que es absorbido por el mar.

Para que se acumulen los sedimentos, en la zona de acumulación debe haber una zona de subsidencia activa.

Partes de un delta

Se toma el delta Gilbert como prototipo. Tiene cuatro partes: el canal principal, la parte subaérea, la subacuática y canales distribuidores.

La parte subaérea es la llanura deltaica. Si se producen mareas, queda una parte superior, fuera de las mareas, y otra inferior que queda bajo los efectos de la marea.

Con respecto a la parte subacuática, la parte de mayor pendiente es el frente deltaico y la de menor pendiente el prodelta.

Las partes de un delta también se llaman llanura deltaica superior (topset) y es siempre subáerea, la llanura deltaica inferior que depende de las mareas (foreset) y la parte subacuática que es el bottomset.

Pueden existir amplias zonas de marismas y lagunas. En el frente deltaico están los sedimentos que el río va dejando que están granoclasificados positivamente. En el prodelta sólo hay elementos finos por floculación de geles.

Procesos deltaicos

Están controlados por tres cosas, la descarga del río, la dinámica marina y el régimen tectónico que dejaremos sin comentar.

Descarga del río

Depende del clima, de la composición de la cuenca y de la carga sólida. Cuando un río llega a una cota receptora, según la densidad pueden ocurrir varias cosas:

  1. La densidad del río efluente sea igual que la de la cuenca receptora, es un flujo homopícnico y hay una dispersión inmediata de manera que se produce una deposición geométrica regular igual al delta de Gilbert.
  2. La densidad del río es mayor que la de la cuenca, es un flujo hiperpícnico, el agua más densa va para abajo, con lo que hay una corriente y un depósito rápido.
  3. La densidad del río es menor que la de la cuenca, es un flujo hipopícnico, llega un río al mar y la corriente sigue sobre el agua de mar, descarga gruesos en primer lugar y en la zona de mezcla se produce una floculación.

Dinámica marina: la acción de las olas y las mareas

Si la pendiente de la plataforma es pequeña, las olas llegan amortiguadas al frente deltaico, pero si hay pendiente llegan y producen sus efectos.

El choque de la ola con los efluentes, acelera la mezcla, el tren de olas llega en direcciones variables con lo que modifican la geometría del depósito.

Las mareas generan una entrada y salida de agua, lo que da lugar a la formación de barras longitudinales y canales de fondo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>