Home / Salud / No necesitas una dieta detox, lo que necesitas es esto

No necesitas una dieta detox, lo que necesitas es esto

El día de empezar la dieta detox ha llegado. Si hay dos épocas del año donde circula la necesidad de depurar el organismo son las post-navidades y las post-vacaciones de verano.

Los excesos de unas y otras a base de beber ya sea vino y copas o cervezas del chiringuito junto con comidas copiosas y muchas veces menos sanas de lo que deberían nos provocan un malestar que nos hace casi desear volver a la rutina.

El alcohol, las grasas y el exceso de comida fuera de la rutina habitual nos generan malestar físico pero también mental por la culpabilidad que sentimos. Queremos calmar nuestro cuerpo y nuestro cerebro con dieta detox a base de zumos a precio de oro, dietas a base de un único vegetal o fruta alcachofa o limón, o dietas similares. También nos obsesionamos con depurar el hígado a base de infusiones.

Sin embargo, si nuestro cuerpo fuera incapaz de de depurar las toxinas tendríamos un problema de salud grave. Nuestro cuerpo ya se desintoxica de manera natural: el hígado y los riñones son los responsables de este proceso.

A través del hígado metabolizamos el alcohol y transformamos las grasas en otras sustancias que se pueden excretar más fácilmente. Los riñones producen la orina que no es más que la forma de expulsar los desechos de las reacciones metabólicas del organismo.

El metabolismo del organismo mediante diversas rutas es capaz de procesar los alimentos y bebidas ingeridas, y reducirlas hasta compuestos que se pueden excretar a través de la orina o el sudor sin necesidad de ayudas especiales de dietas detox.

¿Qué tienen de particular las dietas detox para decir que son depurativas?

En realidad poca cosa. Estas dietas desintoxicantes se dividen en dos grupos. Por un lado las dietas detox que se basan en batidos o zumos muy caros que prometen que si te alimentas durante un determinado período de tiempo únicamente de ellos harás un reset de tu cuerpo y te sentirás sano, saludable, ligero y todas las bondades que se te puedan ocurrir. Suelen tener un fuerte marketing detrás y la palabra DETOX aparece bien clara en los envases.

Por otra parte, están las dietas como la de la alcachofa, de la piña,… basadas en el consumo de un único alimento o de sopas o cremas vegetales durante otro período de tiempo.

Otras alternativas a una dieta detox son la homeopatía o los suplementos que son utilizados libremente o recomendados por algún curandero o similar.

Si bien es cierto que realizando alguna de estas dietas puedes sentirte más ligero o ligera, no sólo se debe a realizarlas y reducir el número de calorías ingeridas y las grasas si no también a dejar de tomar las comidas, bebidas y dulces que habíamos estado tomando hasta la fecha.

En el caso de la homeopatía, no pasa nada, literalmente. Ni te desintoxicarán ni te envenenarán sólo te dejarán un poco más pobre.

No obstante, el resto no están exentas de riesgos. Según el suplemento o los vegetales presentes en los zumos y su frecuencia de consumo, pueden provocar graves déficits o excesos como por ejemplo en el caso del ácido oxálico, del cual es muy fácil de acabar consumiendo grandes cantidades sin darnos cuenta. En el caso de déficits provocados por zumos detox ya hay algunos casos documentados de graves enfermedades pero también es frecuente el malestar gastrointestinal y la fatiga (por la reducida ingesta calórica).

Esto es lo que necesitas hacer para recuperarte de los excesos

Como nuestro cuerpo no acumula toxinas derivadas de excesos navideños o veraniegos, no es necesario desintoxicarse de ninguna forma especial. Sin embargo, sí es muy recomendable en aras de tener una buena salud volver a retomar las rutinas previas (o tomar la determinación de comenzar) la dieta sana como la dieta mediterránea, a base de alimentos como vegetales, frutas, fuentes de proteína saludable (carnes blancas y magras y pescado), cereales integrales… y evitando los excesos de alimentos ultraprocesados.

Retomar ejercicio físico intenso o moderado también nos ayudará a perder esos kilitos de más con los que podemos haber vuelto y recuperar las buenas sensaciones de nuestro estómago e intestino.

Retomar o iniciar los hábitos de vida saludable son la mejor opción de volver a sentirnos bien después de los excesos.

Cuándo sí nos tenemos que desintoxicar

Sí existen algunos casos en los que necesitamos ayuda para desintoxicarnos. Uno de ellos es cuando hemos estado expuestos a toxinas reales como metales pesados. En estos casos es necesaria la ayuda médica urgente y la sintomatología suele indicar que hay una enfermedad que requiere actuación.

Otro de los casos en los que se necesita desintoxicación es en el caso de adicciones al alcohol o drogas, cuando el cuerpo no tiene capacidad de procesar grandes cantidades de alcohol o drogas.

En estos casos sí podemos hablar de desintoxicación pero no suelen ser los casos que optan por los batidos detox.

loading...

About G. Costas

Licenciada en Biología con las especialidades ambiental y marina por la Universidad de Alicante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.